Reparto Sueños en el IPEP

Con motivo de la exposición de fotografías del Instituto Provincial de Formación Permanente, van a mostrarse un conjunto de cinco retratos que hice cuando visité Cuba en 2010. Es por ello que he elaborado este trabajo, con texto incluido de mi diario de viaje.

Extraigo aquí una parte del mismo para que vean una muestra de lo que encontrarán dentro.

Diario de Cuba:

Esta mañana he vuelto a charlar con Jose. Tengo la sensación de que se habrá pensado que soy tremendamente gilipollas. Ya llevamos varios días hablando de todo esto y cuando le he dado mi dirección y mis teléfonos españoles, creo haber quedado como un auténtico imbécil.

Me pregunto muchas veces cómo deben de sentirse cuando apuntan unas señas que saben que les servirán de poco o de nada. Es prácticamente imposible visitar en otro país la casa del amigo que te la ofrece. Ya sea por la prohibición castrista de viajar fuera, o (si es que cae algún día el régimen de Fidel), por el problema económico o por las medidas de los países receptores para bloquear la llegada de inmigrantes. Pero al fin y al cabo, su realidad se reduce hasta convertirlos en presos.

Portada de retratos de Santiago de Cuba

Esto me ha dejado K.O., sin palabras, sin saber qué decir, ni qué narices hacer; completamente impotente y estúpido.

Imagino que llegaré a mi casa y se me olvidará todo. Los amigos me preguntarán entre risas a cuántas negras me he follado, o se burlarán de mí por no haberme tirado a ninguna. Estaremos, no sé, en un chiringuito en la playa bebiendo un mojito y hablarán de pintaúñas, de pasta de dientes, de medias y de distintos abalorios que suelen intercambiarse por colarse entre las piernas de una mulatita jinetera. Otros pensarán que no es verdad, que nadie se prostituye por un pintalabios. Y mientras miles de turistas sexuales que visitan la isla lo confirman cada año, y a los que se quedan en España les cuesta creer que no es verdad, que nadie se vende por tan poco; yo pensaré que el mundo está loco. Y que la peor de las carencias es la empatía, y que las grandes enfermedades de este planeta siguen siendo la ignorancia y la indolencia.

Ahora me siento mal de imaginar cuando me marche y Jose y los demás deban quedarse aquí encerrados. Me siento como un gilipollas.

Domingo 15 de agosto de 2010.

Espero que les guste y que, si pueden y lo desean, visiten la exposición. También pueden descargarse el trabajo íntegro pinchando aquí: Reparto Sueños. Retratos de Cuba.

Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.